Formación

Tanto va el cántaro a la fuente… Comparaciones múltiples

Tanto va el cántaro a la fuente… Comparaciones múltiples

Cuando un estudio no encuentra resultados estadísticamente significativos sus autores traten de encontrar diferencias mediante comparaciones múltiples entre grupos basados en características diferentes a las basales.
El problema es que cuantas más comparaciones se realicen, mayor será la probabilidad de cometer un error de tipo I, encontrando un efecto falsamente positivo simplemente por efecto del azar.

Otra piedra con la que no tropezar. El método de Bland-Altman para medir acuerdo

Otra piedra con la que no tropezar. El método de Bland-Altman para medir acuerdo

Dice el refrán que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra. Dejando aparte las connotaciones del uso de la palabra animal, la frase quiere dar a entender que podemos cometer muchas veces el mismo error, aún a pesar de darnos cuenta de ello.Dándose cuenta o no, en estadística hay una serie de errores que se cometen con mucha frecuencia, utilizando parámetros o pruebas estadísticas de forma incorrecta, ya sea por ignorancia o, lo que es peor, para obtener resultados más llamativos.

La unión hace la fuerza. Variables de resultado compuestas

La unión hace la fuerza. Variables de resultado compuestas

¿Cuántas veces habremos escuchado esta frase u otras por el estilo? Las ventajas de trabajar juntos, en equipo, están perfectamente demostradas. Casi nadie niega el hecho de que dos (o más) cabezas piensan mejor que una. Pero el trabajo en equipo también tiene sus puntos oscuros, ya que dentro del equipo suele haber diversidad de caracteres que pueden enturbiar la armonía que debería reinar dentro del grupo. Si estas divergencias son lo suficientemente importantes puede arruinarse la colaboración y hacer que sea más ventajoso el esfuerzo individual que el colectivo.

Una tarea imposible. La técnica de bootstrapping

Una tarea imposible. La técnica de bootstrapping

Eso es el bootstrapping. Una idea imposible de llevar a cabo. Además de un palabro intraducible, claro está. El nombre tiene relación con la especie de correas (straps, en inglés) que tienen las botas (boots, también en inglés) en su parte superior, sobre todo esas botas de vaqueros que vemos en las películas. Bootstrapping es un término que, al parecer, hace referencia a la acción de elevarse a uno mismo del suelo tirando simultáneamente de las correas de las dos botas. Como os dije, una tarea imposible gracias a la tercera ley Newton, el famoso principio de acción y reacción.