Número 12

 

Evaluación del nuevo dispositivo Surgicric® para cricotiroidotomía de emergencia en un modelo porcino

Zugasti Echarte O. Evaluación del nuevo dispositivo Surgicric® para cricotiroidotomía de emergencia en un modelo porcino. Rev electron AnestesiaR 2016; Vol 8 (12): 427
F.E.A Anestesiología y Reanimación. Complejo Hospitalario de Navarra

Artículo originalKing W, Teare J, Vandrevala T, Cartwright S, Mohammed KB, Patel BEvaluation of a novel Surgicric® cricothyroidotomy device for emergency tracheal access in a porcine model. Anaesthesia 2016,71,177-184. (PubMed)

Introducción

Las situaciones de paciente no intubable no ventilable, aunque infrecuentes (1: 50:000 anestesias generales) se asocian a una alta morbilidad y mortalidad. La cricotiroidotomía es el último recurso para asegurar la vía aérea en estas situaciones y está indicada en el algoritmo de la ASA cuando han fallado el resto de alternativas. El NAP 4 reveló una tasa alarmantemente elevada (aproximadamente del 60%) de fallo en la realización de cricotiroidotomía de emergencia con cánula estrecha (1). Este procedimiento está cargado de riesgos e incluso cuando se realiza con éxito, su empleo para mantener la oxigenación no está exento de problemas. Otra alternativa es el abordaje con técnica quirúrgica, pero tiene potenciales peligros, como el sangrado, que puede hacer inmanejable la vía aérea. También existe el abordaje con técnica de Seldinger y dilatador, más familiar para los anestesiólogos, pero que puede requerir más tiempo para su realización. VBM Medical ha comercializado recientemente el Surgicric®. Este dispositivo se compone de un kit de cricotiroidotomía pre-ensamblado ideado como técnica intermedia entre la cricotiroidotomía con aguja y la técnica quirúrgica. En este estudio se quería comprobar la eficacia y seguridad de tres técnicas de cricotiroidotomía para conseguir un acceso traqueal exitoso. Se eligió comparar el Surgicric® con dos técnicas bien establecidas: el método quirúrgico y el set de cricotiroidotomía de Melker®, que utiliza técnica de Seldinger.

 

Historia de la TCI: desde el bolus intravenoso hasta los sistemas de infusión de última generación

Tejón G. Historia de la TCI: desde el bolus intravenoso hasta los sistemas de infusión de última generación. Rev electron AnestesiaR 2016; Vol 8 (12): 428
Adjunto de Anestesia. H.U. Marqués de Valdecilla. Grupo GATIV. 

The History of Target-Controlled Infusion. Struys MM, De Smet T, Glen JI, Vereecke HE, Absalom AR, Schnider TW. (Anesth Analg. 2016;122(1):56-69 ). Pubmed


WidmarkWidmark                                                                                                                                                                                                              Kruger-Thiemer                            calculo                                                     

El desarrollo de la administración de fármacos mediante una estrategia de Target Controlled Infusion, o TCI, constituye un caso de transferencia de conocimiento entre Europa y EEUU, en el que los europeos han mantenido históricamente un papel de vanguardia. En 1919, el químico sueco Widmark, más conocido por divulgar la fórmula para calcular la concentración de alcohol en sangre, describe la cinética de acumulación de una droga durante una infusión constante, y la cinética de eliminación de primer orden en un modelo de un compartimento. Pero no fue hasta 1968 cuando Kruger-Thiemer publica en Alemania una aproximación matemática al cálculo de los ritmos de infusión que permitan mantener una concentración estable en un modelo de dos o más compartimentos, abriendo el camino a otras investigaciones.

hist44Computer-assisted total IV anesthesia system (photograph courtesy of J. Schüttler, MD, Erlangen, Germany)

El 1 de mayo de 1979, el grupo de Schüttler y Schwilden practica en Bonn la primera administración farmacológica bajo los principios de la TCI. Schwilden publicará dos años más tarde un método general de dosificación en cinéticas lineales. Y en 1983, el trabajo de ambos investigadores junto a Stoeckel, culmina el desarrollo de CATIA (computer-assisted total IV anesthesia), el primer sistema práctico de TCI. Está diseñado para etomidato y alfentanilo y utiliza la denominada aproximación BET (bolus elimination transfer) para el cálculo de la velocidad de perfusión, que no tiene en cuenta la acumulación en compartimentos periféricos, por lo que no se ajusta del todo a la realidad.  Aun así, obtienen buenos resultados, y en 1985 utilizan CATIA para estudiar la farmacodinámica del etomidato, mediante el incremento lineal de la concentración plasmática del mismo. En 1988, el grupo de Bonn mejora el software para añadir propofol, y demuestran que CATIA consigue adaptarse bien a las necesidades anestésicas intraoperatorias.

Durante la intubación, vigila tu espalda

Peralta Rodríguez, P. (1), Fernández Izquierdo MC. (1), Arias Pérez SR. (1), Mariscal Flores, ML. (2). Durante la intubación, vigila tu espalda. Rev electron AnestesiaR 2016; Vol 8 (12): 429
(1) FEA Anestesiologia y Reanimación Hospital Universitario Infanta Cristina, Parla, Madrid.
(2) FEA Anestesiología y Reanimación Hospital Universitario de Getafe, Madrid.

REFERENCIA COMPLETA: Grundgeiger T, Roewer N, Grundgeiger J, Hurtienne J, Happel O. Body posture during simulated tracheal intubation: Glidescope videolaringoscopy vs Macintosh direct laringoscopy for novices and experts. Anaesthesia 2015, 70, 1375-1381. (PubMed)

Introducción

Las posturas incómodas durante la intubación son causa de patología osteomuscular. Aunque varias publicaciones mencionan el riesgo para los anestesiólogos, no es muy abundante la literatura al respecto. Una postura ergonómica para la intubación es aquella con una mínima flexión de rodillas y mínima flexión de tronco y cuello.

El objeto de este estudio es dar las claves para mejorar la postura corporal durante la laringoscopia. Para ello se comparan las diferencias en la técnica entre la intubación con Glidescope y laringoscopia convencional.

IMAGEN 1IMAGEN 1: tomado del original: Grundgeiger T, Roewer N, Grundgeiger J, Hurtienne J, Happel O. Happel. Body posture during simulated tracheal intubation: Glidescope videolaringoscopy vs Macintosh direct laringoscopy for novices and experts. Anaesthesia 2015, 70, 1375-1381.

Corticosteroides sistémicos en la exacerbación EPOC: meta-análisis

Mercado de la Cruz J, Walczak A, Serna Gandía MB, Galiano Sala P, Coronel Sendra GE. Corticosteroides sistémicos en la exacerbación EPOC: meta-análisis. Rev electron AnestesiaR 2016; Vol 8 (12): 430
FEA´s Servicio de Anestesiología y Cuidados Críticos. Hospital de Denia.

Artículo original: Abroug F, Ouanes I, Abroug S, Dachraoui F, Abdallah SB, Hammouda Z et al. Systemic corticosteroids in acute exacerbation of COPD: a meta-analysis of controlled studies with emphasis on ICU patients. Annals of Intensive Care 2014, 4:32 (PubMed) (Epub) (PDF)

Introducción

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es la tercera causa de mortalidad a nivel mundial, con costes anuales mayores de 50.000.000 de dólares en Estados Unidos, de los cuales hasta el 60% se destina al manejo de las exacerbaciones (1, 2). La exacerbación aguda de la EPOC (EAEPOC) es un deterioro de los síntomas respiratorios habituales que requieren cambios del tratamiento diario (3).

El tratamiento de primera línea de la EAEPOC es la combinación de broncodilatadores inhalados y corticoides sistémicos que permiten una mejora de los síntomas, la función pulmonar y reducen la duración de la hospitalización. No existe un consenso sobre la prescripción, dosis diaria, vía de administración y duración del tratamiento. Actualmente no se dispone de suficiente bibliografía sobre el tratamiento con corticosteroides de la EAEPOC grave que requiere ingreso en UCI.

El objetivo de esta revisión es medir el nivel de evidencia científica en el tratamiento con corticosteroides sistémicos en los casos de la EAEPOC, con énfasis en los pacientes ingresados en la UCI.

Resumen

Se realizó la búsqueda de estudios pertinentes en MEDLINE, EMBASE, CINAHL, Central y Science Citation Index para los estudios controlados aleatorizados (ECA) publicados hasta el 1 de junio 2014, con los términos MeSH siguientes: ['hormona corteza suprarrenal "o" esteroides "o" corticosteroides "o" hidrocortisona' o 'prednisona' o 'prednisolona' o 'metilprednisolona' o 'dexametasona'] Y ["EPOC" o "enfermedad pulmonar obstructiva crónica" o "enfermedad pulmonar obstructiva NO asma'] Y ["exacerbación "o" EAEPOC "o" de emergencia'].

Se incluyeron ECA diseñados para evaluar eficacia y seguridad de los corticosteroides sistémicos durante EAEPOC, comparando con placebo o tratamiento estándar. Se incluyeron pacientes ambulatorios, de urgencias, planta de hospitalización y UCI mayores de 18 años con EAEPOC identificada según criterios Anthonisen (Tabla 1).

corticosteroides_tabla1Tabla 1. Criterios de Anthonisen para determinar el uso de antibióticos en las exacerbaciones agudas de la EAEPOC.

Dos evaluadores independientes seleccionaron los estudios de acuerdo a los criterios de inclusión. La calidad de los estudios se evaluó mediante la escala de Jadad.

La variable principal fue el éxito del tratamiento. En los pacientes ambulatorios y en la planta de hospitalización se consideró éxito la mejoría clínica evaluada por cuestionario y/o mejoría del volumen espiratorio forzado en 1 sg. (FEV1), mejoría gasométrica, o reducción de hospitalización.

En los pacientes ingresados en UCI bajo asistencia respiratoria, se definió éxito la no necesidad de intubación y/o la reducción en la tasa de mortalidad en pacientes intubados. Los objetivos secundarios fueron la mortalidad y la tasa de efectos adversos.

El meta-análisis se realizó según las recomendaciones del Grupo Cochrane y las guías PRISMA.

Se identificaron 29 estudios sobre el uso de corticosteroides durante EAEPOC, de los cuales se incluyeron 12, dando un total de 1.331 pacientes. Se incluyeron 722 pacientes comparados con 609 controles. Todos los estudios tuvieron una puntuación ≥3 de Jadad. La edad media fue 66 ± 14 años.

Los principales efectos adversos estudiados fueron: hiperglucemia, infecciones, hipertensión, hemorragia gastrointestinal y síntomas psiquiátricos.

La magnitud del efecto en el éxito del tratamiento se calculó mediante un modelo de efectos aleatorios en general y en grupos de no UCI/ UCI. Estos últimos, en subgrupos según el modo ventilatorio.

El análisis del grupo general mostró un aumento estadísticamente significativo en la tasa de éxito del tratamiento: odds ratio (OR) = 1,72, intervalo de confianza del 95% (IC) = 1,15 a 2,57; p = 0,01. El análisis de subgrupos mostró diferentes patrones de efecto en las subpoblaciones UCI y no UCI:

- Una diferencia no significativa del efecto en el subgrupo de pacientes de UCI (OR = 1,34; IC del 95% = 0,61 a 2,95; p = 0,46), mientras que en pacientes no UCI, el efecto fue significativo (OR = 1,87; IC del 95% = 1,18 a 2,99; p = 0,01; p para la interacción = 0,72).

- Entre los pacientes de UCI, no hubo diferencia en el éxito en pacientes con ventilación mecánica (VM) (OR = 1,85; IC del 95% = 0,14-23,34; p = 0,63) o con ventilación no invasiva (VNI) (OR = 4,88; IC del 95% = 0,31-75,81; p = 0,25).

- En general, no hubo diferencia en la tasa de mortalidad entre el grupo y los controles tratados con esteroides: OR = 1,07; IC del 95% = 0,67 a 1,71; p = 0,77.

- La tasa de eventos adversos aumentó significativamente con la administración de corticosteroides (OR = 2,36; IC del 95% = 1,67 a 3,33; p <0,0001).

- En particular, el tratamiento con corticosteroides sistémicos aumentó significativamente el riesgo de episodios de hiperglucemia (OR = 2,96; IC del 95% = 1,69 a 5; p <0,0001).

La heterogeneidad fue alta en el análisis de los pacientes en estado crítico (I 2 = 77,4%), mientras que fue baja en los pacientes no ingresados en UCI (I 2 = 17,4%). Por ello, se comparó el resultado de los pacientes de UCI según la modalidad ventilación mecánica, sin encontrar diferencias en el efecto de los mismos.

Los autores refieren que no hubo sesgo de publicación evidente detectado mediante inspección visual de “funnel plot". La prueba de Egger no fue significativa (intercepto de la regresión = 1,05, p = 0,18).

 

 

 

 
JSN Solid template designed by JoomlaShine.com