Carta abierta de la SCI de la SEDAR a las Consejerí­as de Sanidad

El nuevo contexto de organización sanitaria hace más oportuno, urgente, y a nuestro entender ineludible, la actualización de las áreas de conocimiento y actividad clí­nica de las especialidades médicas, y consideramos prioritaria en este sentido la atención al paciente crí­tico.

La Comisión Nacional de la Especialidad de“ Anestesiologí­a y Reanimación“ y la Junta Directiva de la Sección de Cuidados Intensivos de la“ Sociedad Española de Anestesiologí­a y Reanimación“ quieren colaborar con la actual agenda de modernización sanitaria que tiene como pilares el gobierno clí­nico y la gestión eficiente. Bajo este prisma, creemos que se impone una renovación de la prestación asistencial que incorpore herramientas para la calidad y el desarrollo de la mejor práctica, la cultura de la seguridad, las ví­as de asistencia integrada y la perspectiva del usuario. Este nuevo contexto de organización sanitaria hace más oportuno, urgente, y a nuestro entender ineludible, la actualización de las áreas de conocimiento y actividad clí­nica de las especialidades médicas, y consideramos prioritaria en este sentido la atención al paciente crí­tico.

Por ello esta Comisión Nacional y Junta Directiva conjuntamente

Exponen:

  • 1. Que los cuidados intensivos son una competencia central en la formación de un anestesiólogo (cfr. Postgraduate training program UEMS/EBA Guidelines 2011) y que en Europa es la especialidad que principalmente se hace cargo de los pacientes crí­ticos (cfr. Intensive care medicine: a multidisciplinary approach! Eur J Anaesthesiol. 2011; 28: 313-5).
  • 2. Que en España más del 40% de las camas de cuidados intensivos están en manos de anestesiólogos (cfr. Rev Esp Anestesiol Reanim. 2010; 57: 341-50) y que los anestesiólogos ejercen la reanimación y la medicina de cuidados intensivos en diversas localizaciones hospitalarias: unidades de reanimación; unidades de cuidados intensivos quirúrgicas, médicas, polivalentes o de especialidades (cardiovascular, neuroquirúrgica, neumológica, hepatológica); quirófanos (anestesia quirúrgica de pacientes crí­ticos); unidades de recuperación postanestésica; unidades coronarias y urgencias.
  • 3. Que algunas unidades de reanimación o cuidados intensivos quirúrgicos carecen de reconocimiento administrativo, quedando los pacientes asignados a otros servicios y ocupando“ camas ficticias“ en planta de hospitalización – en lo que a actividad asistencial se refiere- a veces durante periodos de tiempo muy prolongados. Esto genera un desorden estructural, nada deseable, en el proceso asistencial, ya que es el Servicio de Anestesiologí­a-Reanimación el responsable del manejo clí­nico“ de hecho“ aunque no“ de derecho“. Paradójicamente, en estos casos sigue siendo el Servicio de Anestesiologia-Reanimación el destinatario de los gastos materiales incurridos durante la estancia del paciente en la unidad.
  • 4. Que dentro de los requisitos de acreditación de las unidades docentes de“ Anestesiologí­a y Reanimación“ actualmente vigentes en España se exige la existencia de una unidad de reanimación ““cuidados intensivos de Anestesia – que disponga de una cama por cada 1,5 quirófanos y que funcione de forma ininterrumpida durante 24 horas del dí­a sin lí­mites de patologí­a ni de duración de estancia (http://tinyurl.com/6x3x25e), con las consecuencias que tendrí­a para el conjunto de la asistencia anestésica en España el no permitir la docencia en los centros que no cumplieran este requisito.
  • 5. Que en España se necesita una normalización de la situación de la Anestesiologí­a, que ponga fin a la competencia con“ Medicina Intensiva“ y que mejore la eficiencia en las unidades de cuidados intensivos, evitando plantillas hipertrofiadas para la cobertura de guardias.

Por todo lo cual,

Solicitan:

  • 1. Que se reconozcan administrativamente las camas de las unidades de reanimación o cuidados intensivos gestionadas por Anestesiologí­a-Reanimación.
  • 2. Que se mejore la dotación y el número de camas de cuidados intensivos a cargo de Anestesiologí­a-Reanimación, mal llamadas reanimaciones, para mejorar la eficacia de las mismas.
  • 3. Que se estudie la eficiencia de las unidades de cuidados intensivos tanto de“ Anestesiologí­a y Reanimación“ como de“ Medicina Intensiva“ para conseguir unos niveles de calidad costo-eficientes imprescindibles en el actual momento socioecónomico.

En Madrid , a 6 de octubre de 2011

Dr. D. Juan Navia, Presidente de la Comisión Nacional de la especialidad de Anestesiologí­a y Reanimación.

Dr. D. Ramón Peyró, Vicepresidente de la Sección de Cuidados Intensivos de la Sociedad Española de Anestesiologí­a y Reanimación (SEDAR)

Dr. D. Pablo Monedero, Vicepresidente de la Comisión Nacional de la especialidad de Anestesiologí­a y Reanimación, Secretario de la Sección de Cuidados Intensivos de la SEDAR .

Para mayor información y/o respuesta:

Comisión Nacional de Anestesiologí­a y Reanimación.
Ministerio de Sanidad, Polí­tica Social e Igualdad.
Pº del Prado, 18-20.
E-28071 – Madrid
More from Pablo Monedero

V Reunión de la Sección de Cuidados Crí­ticos de la SEDAR

El próximo Noviembre se celebra en Valladolid la V Reunión de la...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *